VU7

11 NUR | 2004-2006
ENCARGO DE UNA VIVIENDA UNIFAMILIAR AISLADA CON PISCINA.
URB. CAP D'EN FONT, PLAÇA D'ES RACO FONDO. P-111. SANT LLUIS, MENORCA.
PB. 190,85 M2. (P.777,65 M2).

1. EL LUGAR:

Terreno llano situado en un balneario estacional del sur de la Isla, al oeste del Illot de Binissafúller y muy cerca del mar.

2. LA RETÓRICA:

PRIMERO. La posición del sólido no obedece a las visuales, inexistentes en el plano de proyección, ni a la topografía, absolutamente llana, sino a la mejor orientación para el control del asoleo y la privacidad. La casa se arrima todo lo posible a la calle, junto a su acceso, para liberar, al fondo, el mayor espacio expectante posible. Un basamento sobreelevado de la rasante natural permite levantar ligeramente la edificación imponiendo inmovilidad geométrica frente a la amorfía natural.
SEGUNDO. El sólido se presenta aparentemente amurallado e inabordable en su frente norte mientras que, por oposición, una repetición de aberturas protegidas por un pórtico lo relaciona gradualmente con las naturalezas artificiales del sur. Los testeros, hondamente ciegos, podrían prolongarse para tapiar los sobreedificados costados este y oeste.
TERCERO. El carácter oblongo del sólido, tan largo y tan poco profundo, permite la relación directa de todas las estancias (nocturnas y diurnas) con el espacio expectante que contiene el estanque.
CUARTO. Estructuralmente la vivienda consta de un vano central de envigado corriente y dos prolongaciones cortas en ambos frentes. La adición exagerada de soportes verticales en el frente sur remarca su orden estricto y pervierte su dimensión suponiéndola mayor.
QUINTO. El énfasis impuesto en la elección de todas las puertas deslizantes, dibujadas deliberadamente abiertas, explica la pretendida intersticialidad entre lo externo y lo interno.
SEXTO. La escultórica irrupción inicial de las cámaras de baño y el acceso, imaginables desde el punto de vista plástico como los cajones abiertos de una cómoda, logró serenarse posteriormente mediante la interposición de una tapia de intimidad y regularización formal que logró exaltar el pasillo y las bañeras con abundante luz y paradójica privacidad.
SÉPTIMO. Una escalera semioculta conduce a un solarium para otear el horizonte costero.

Nicolás Faedo Sáez.